Prosperidad Social aumenta incentivos para atender a comunidades étnicas

• Los incrementos de los incentivos en especie serán implementados a partir del segundo semestre de 2024.

• Incentivo de Seguridad Alimentaria se incrementa en 49%.

 Prosperidad Social incrementará los incentivos dirigidos a los hogares participantes del programa Iraca, que ofrece atención integral con enfoque diferencial a las comunidades indígenas y afrocolombianas.

En los proyectos que iniciarán operación a partir del segundo semestre de este año, se dará el incremento del componente de seguridad alimentaria; en 2025, se implementarán los aumentos de incentivos para los proyectos de generación de excedentes agroproductivos y de fortalecimiento sociocultural. El aumento de los incentivos que recibirá cada hogar participante se verá reflejado así:

• En el componente de seguridad alimentaria, pasa de $906.000 a $1.350.000.

• En generación de excedentes agroproductivos, aumenta de $2.570.000 a $2.955.000.

• En fortalecimiento del capital cultural y social, pasa de $204.000 a $340.000.

Este aumento hace parte del proceso de rediseño del programa para su implementación en el periodo 2025–2028, que contempla, además, aplicar mecanismos más eficientes para la rendición de cuentas de los operadores, fortalecer los procesos de participación de las autoridades étnicas y de los hogares beneficiarios, y desarrollar una estrategia de intervención que favorezca la asociatividad comunitaria. Todos los proyectos se ejecutarán bajo criterios de adaptación, mitigación y resiliencia frente al cambio climático.

Otra innovación que presenta el programa Iraca está relacionada con la flexibilidad de los incentivos: tiene en cuenta que todos los hogares son diferentes y sus necesidades varían, por lo cual, podrán decidir cuánto quieren invertir en cada uno de los componentes, y decidir si realizar la inversión individualmente o de manera comunitaria.

Avanza la implementación Iraca 2024.

En la actualidad, Prosperidad Social avanza en la implementación del Convenio 686 de 2023, entre la entidad y la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC). Atiende a 9.431 hogares, que pertenecen a 66 territorios colectivos (indígenas y afrocolombianos), en 26 municipios de 14 departamentos del país.

La inversión total asciende a 70.100 millones de pesos, de los cuales Prosperidad Social aporta 54.797 millones de pesos. La implementación del convenio contempla la participación de organizaciones sociales de base, para ser gestoras de los proyectos en sus comunidades.

El convenio se desarrolla en cinco etapas, que contemplan el alistamiento, la vinculación de los hogares participantes, la formulación de los proyectos integrales colectivos, la compra y entrega de los incentivos en especie y la implementación de los proyectos, y el cierre de la intervención. Tendrá una duración de 18 meses.