Sector salud comienza a salir de UCI en Córdoba.

79 mil 587 millones, 366 mil 703 pesos, es el valor de los recursos que el Ministerio de Hacienda le tiene congelados a la Gobernación de Córdoba, por concepto de servicios NO PBS y suministro de medicamentos a población pobre no asegurada a cargo del departamento.

Por: Oswaldo Marchena Mendoza.

@marchenojob

Las actuales noticias en Córdoba relacionadas con el tema salud no tienen que ver con el descubrimiento de algún cartel, o con una medida del gobierno nacional debido a irregularidades en el manejo de los recursos destinados para atender esa vital actividad. Mejores vientos corren en ese sector desde que un nuevo gobierno cerró la llave de la corrupción y abrió el grifo de la transparencia.

Desde el pasado miércoles 18 de agosto, teniendo en cuenta los indicadores a la baja en materia de positividad (resulta del número de casos positivos del total de pruebas COVID realizadas) y ocupación de servicios de salud a nivel departamental de la pandemia COVID-19, mediante la Resolución 01075 del 2021, se derogó la declaratoria de alerta roja hospitalaria en Córdoba establecida mediante la Resolución 00542 del 10 de abril de 2021.

La Gobernación de Córdoba a través de la Secretaría de Desarrollo de la Salud desde hace semanas atrás, dio inicio al tan esperado proceso de auditoría de las cuentas médicas en salud, cuyo proceso hace referencia a facturas por concepto de prestación de servicios de salud y medicamentos, presentadas por parte de prestadores de servicios de salud y EPS por concepto de recobros, servicios NO PBS, prestados a la población pobre no asegurada y migrantes desde el año 2010. De esta forma se podrá garantizar y determinar la verdadera deuda del departamento en materia de servicios de salud a las IPS y EPS.

Carteles de la salud ocasionaron la retención de recursos.

Tras los escándalos de corrupción en el sector salud, aceptados y confesados por el exgobernador de Córdoba, Alejandro Lyons, el Ministerio de Hacienda, atendiendo una orientación del Ministerio de Salud, le suspendió los giros por concepto de servicios NO PBS (Plan Básico de Salud) y suministro de medicamentos a población pobre no asegurada a cargo del departamento. Castigo que “jodió” a los pobres de Córdoba. Los otros, tienen forma de pagar sus servicios de salud.  

La pandemia encontró deteriorado  y quebrado el sistema de salud en Córdoba (En UCI). Toda la red pública quebrada, con el hospital más importante intervenido y la red privada golpeada por deudas de EPS que fueron liquidadas. Entonces la guerra contra el COVID había que enfrentarla con un “ejercito de médicos, enfermeras y personal de la salud, desmotivados y llenos de deudas”.

Afortunadamente, atrás quedaron los tiempos cuando una horda de funcionarios oprobiosos saqueó los recursos de la salud, y dejaron en la orfandad a muchos pacientes en Córdoba, debido a su afán de enriquecerse de forma rápida e ilegal. Hasta ahora los castigos de los organismos de control a estas personas se podría decir que son anecdóticos.

$79.587.366.703 es el valor de los recursos que el Ministerio de Hacienda le tiene congelados a la Gobernación de Córdoba (recursos de la salud por concepto de servicios NO PBS y suministro de medicamentos a población pobre no asegurada a cargo del departamento).

En el año 2018, la Secretaría de Desarrollo de la Salud de Córdoba comenzó a desarrollar el plan de acción sugerido por el Ministerio de Hacienda y Crédito Público con la finalidad y propósito de lograr que se descongelen los recursos retenidos por dicho Ministerio que superan los 79 mil millones de pesos, y que se utilizarán para la cancelación de los servicios NO POS (Hoy PBS) que se adeudan a las diferentes EPS, Hospitales, Públicos, Clínicas Privadas y proveedores de servicios de salud del departamento y de esta forma ponerse al día con toda la red.

El entonces Secretario de Salud, Eduardo Vélez Baquero, comenzó a desarrollar el referido plan de acción,  y  solo quedó pendiente la contratación de una Auditoría Especializada, para que determinara el valor real que por ese concepto adeuda la Gobernación de Córdoba y a que entidades de salud. 

Al finalizar la citada Auditoría, y tras la aprobación a la misma por el Ministerio de Salud, el departamento recibirá el desembolso de los recursos y de esta forma se oxigenará la red prestadora de servicios de salud, IPS públicas y privadas, gracias al reconocimiento de esos recursos.

La noticia alentadora entregada por el gobernador, Orlando Benítez Mora, envía un mensaje de tranquilidad y de esperanza a las IPS y EPS, agobiadas por esta prolongada situación de deudas la cual fue heredada por el actual gobierno de Córdoba, sin que se lograra encontrar un avance representativo por parte de las anteriores  administraciones.

Ese enorme tanque de oxígeno servirá para terminar de sacar de UCI al sector salud del departamento.

%d bloggers like this: