Comfacor busca salvación económica con una fiducia

El agente Especial de Intervención de Comfacor, Raúl Núñez Marín, autorizó la contratación de un encargo fiduciario para la Caja por un término de 15 años.

El propósito de la contratación de un encargo fiduciario es proteger el recurso financiero de la entidad y de paso lograr el adecuado funcionamiento de la Corporación, procurando mantener su sostenibilidad.

Recordemos que acorde a los estados financieros integrados (Caja y EPS) de la vigencia 2020, certificados por la Dirección Administrativa, contador general y revisor fiscal, el pasivo total asciende a la suma de 389 mil 37 millones 913 mil 86 pesos, que incluyen las cuentas por pagar de salud, provisiones y otros pasivos.

Es por ello que se necesitan acciones más contundentes teniendo en cuenta el pasivo, el cual hoy mantiene a Comfacor con un patrimonio negativo con relación a sus activos, exponiéndose a un inminente proceso de liquidación.

Esto pese a que la actual administración ha implementado estrategias y acciones administrativas conducentes a la reducción del gasto bajo una política de austeridad sin afectar las obligaciones de la Caja en materia de prestación de los servicios.

La determinación de contratar un encargo fiduciario se autorizó porque teniendo en cuenta los estados financieros de la Caja resulta casi imposible adquirir en forma directa algún tipo de obligación financiera y/o acreencias con el sistema bancario, que permita cubrir los pasivos que hoy tiene la Caja por causa de la liquidación de la EPS y adelantar proyectos de inversión de alto impacto en la región.

Al acceder a este crédito y tener un flujo de caja para pagar lo pasivos, le permitiría adicionalmente a Comfacor renegociar sus acreencias logrando un mayor rendimiento y desempeño en el tiempo de dichos recursos, lo cual se reflejaría en una disminución representativa del pasivo.

La constitución del encargo fiduciario se hace para que este administre los recursos y fuentes de pago, y que adicionalmente sirva como vehículo para acceder a un crédito mediante las garantías de respaldo, ya que resulta atractivo para los bancos como fuente de pago, soportado como un tipo de garantía.

“Para Comfacor es imperativo constituir un encargo fiduciario de administración y pago que permita proteger los recursos que administra, demarcando el riesgo de las cuentas a través del encargo y que adicionalmente sirva como vehículo financiero para acceder a un crédito en la banca a fin de empezar a disminuir el pasivo existente por ocasión de las pérdidas del programa de salud hoy en liquidación”, explicó la directora de la Caja, Marta Sáenz Correa.

La funcionaria expresó que: “El tiempo estimado para constituir el encargo fiduciario es de 15 años, teniendo presente la dinámica de extensión de los posibles créditos a los cuales puede acceder Comfacor en la entidad financiera que valide las respectivas fuentes de pago”.

Tomado de: El Meridiano de Córdoba,

.

%d bloggers like this: